martes, 15 de noviembre de 2011

Desaparecida

Es lunes por la mañana y aprovechando que tengo el día libre me voy a dedicar a arreglar unos asuntillos que de otra manera no podre llevar a cabo en no se sabe cuánto tiempo. Es lo que tiene el trabajar en turno de mañana y que no existan turnos de tarde en administraciones, bancos, etc. Que la libertad de horarios parece que tiene que ser absoluta en algunas cosas y en otras un “apáñatelas como puedas”.


El caso es que según voy avanzando por la calle veo un pequeño cartel con la foto de una joven y el lema de “desaparecida”. Solo con desviar un poco la vista veo otro cartel más y así decenas y decenas conforme voy caminando hacia mi destino. Villalba está literalmente “empapelada” con la foto de la chica.

Ante esto me paro para ver en detalle la información escrita en el cartel. Por el nombre se deduce fácilmente que se trata de una chica de origen sudamericano. Y por la edad todas las hipótesis posibles se abren, desde una posible rabieta con los padres (supuesto más deseable de todos) a otros varios que mejor no desgranar para no convertir esto en una “crónica negra” ni generar alarmismo.

Lo cierto es que la chica desapareció el viernes día once y no se ha vuelto tener noticia de ella y el supuesto de la típica rebeldía adolescente cada vez pierde más opciones y más cuando la madre asegura que no han tenido nunca ningún problema y que la desaparición se produjo tras recibir la joven una llamada de teléfono.

Es triste y desagradable el ver este tipo de noticias relacionadas con nuestro municipio, del mismo modo que otras que hemos podido ver en la última semana de robos con violencia, secuestros exprés, etc. Cualquiera que vea las noticias y la televisión, se puede dar cuenta de que estos sucesos están al orden del día en nuestro país, donde por desgracia la delincuencia campa a sus anchas impune ante una justicia que nos muestra día a día su inoperancia en juicios en los que se toma literalmente el pelo a toda la ciudadanía. Creo que no es necesario citar casos y ahondar más en la herida.

Solo desear que pronto tengamos noticias positivas acerca de la desaparición de Avellaneda Núñez. Si alguien tiene alguna información que se ponga en contacto con los teléfonos indicados en el cartel, Policía o Guardia Civil.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Ojalá aparezca pronto, sana y salva...

Hablando de otra cosa, ¿alguien sabe por qué Pradillo Herrero está totalmente a oscuras hacia las 7:30 de la mañana, que aún es de noche?

llama_82 dijo...

Ojala amigo anonimo.
Respecto a lo de las luces, la verdad que entre que salgo muy dormido y lo unico que denota que hay vida en el barrio a la hora que salgo es el cruzarme algun gato, poco te puedo decir.

Intentare abrir el ojo. Pero yo creo que a la hora que me voy esta por lo menos un 50% del alumbrado puesto, pero es mucho antes y de otra forma no se veria ni a cantar.

Anónimo dijo...

Pues entonces está claro: lo apagan mucho antes de que amanezca. Te aseguro que a esa hora está más negro que las cuentas municipales.

llama_82 dijo...

Pues entoces no abras mucho la boca para no comerte alguna tela de araña.

Anónimo dijo...

Por desgracia, ha ocurrido lo peor...

DEP

llama_82 dijo...

¿Donde lo has visto? Acabo de llegar a casa y no veo mas que rumores de uno y otro tipo.